Tarjeta 1 / 9

¿Por qué se investigará a Luis Chiriboga por casos de corrupción en la FIFA?

El presidente de la Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF), Luis Chiriboga Acosta, fue acusado por la fiscalía de los Estados Unidos en el caso de corrupción del FIFAgate. Según el documento emitido el 3 de diciembre de 2015 por la fiscal general de Estados Unidos Loretta Lynch, Chiriboga es acusado de 92 cargos: asociación delictiva, fraude electrónico, lavado de dinero y abuso de poder. La investigación dice que Chiriboga y quince dirigentes de fútbol recibieron coimas —después de firmar un contrato por cerca de 320 millones de dólares— de la empresa Datisa a cambio de los derechos de transmisión televisiva de la Copa América 2015, 2019, 2023 y del Centenario 2016. Cada dirigente debía recibir entre 1.5 a 6 millones de dólares con este contrato. 

El mismo día en que el Lynch realizó la declaración, el presidente de la FEF dijo que no renunciará a su cargo y que colaborará con las investigaciones. Sin embargo, el 4 de diciembre de 2015 el directivo de la FEF suspendió a Chiriboga de sus funciones y fue reemplazado por el vicepresidente Carlos Villacís. El mismo día, Chiriboga y el secretario de la FEF, Francisco Acosta —también implicado en el caso— se entregaron ante la Fiscalía General del Estado para que se realicen las investigaciones necesarias. Por pedido de la fiscal de la Unidad de Lavado de Activos, Diana Salazar, el juzgado de Garantías Penales dictó medida cautelar —norma utilizada para garantizar el cumplimiento de los derechos constitucionales— para ambos porque sobrepasan la tercera edad. Estarán custodiados por la policía las 24 horas en su residencia hasta que los jeuces terminen la instrucción fiscal.Al principal de la Comisión Logística de la FEF Vinicio Luna se le ordenó prisión preventiva (que por su edad no califica para cumplir domiciliariamente) y también será investigado.