Tarjeta 1 / 9

¿Qué han logrado los protestantes en Dakota del Norte?

El 4 de diciembre de 2016, el Cuerpo de Ingenieros del Ejército de Estados Unidos negó a Energy Transfer Partners el permiso de perforación debajo del lago Oahe, en el río Missouri, con lo que se detuvo los trabajos. Jo-Ellen Darcy, subsecretaria del Ejército para obras civiles, dijo en un comunicado que la decisión se basa en la necesidad de explorar rutas alternativas para el cruce del oleoducto de Dakota. El Departamento de Justicia continuará monitoreando en Dakota del Norte y se comprometió a apoyar a la policía local, defender el derecho constitucional de los manifestantes a la libertad de expresión y fomentar un diálogo reflexivo. En una declaración, el presidente de la Standing Rock Sioux Tribal, Dave Archambault II , dijo que la tribu acoge con júbilo la decisión. Archambault señaló, sin embargo, que permanecerán atentos a que la próxima administración respete la decisión. 

Energy Transfer Partners indicó en un comunicado junto a su socio Sunoco Logistics Partners que no tiene intención de redireccionar la línea y calificó la decisión del Gobierno del presidente Barack Obama como una "acción política". El director de Energy Transfer Partners, Kelcy Warren, dijo a NBC News en una entrevista en noviembre que estaba "100% seguro de que el ducto sería aprobado por la administración de Trump", independientemente de lo que el Cuerpo de Ejército decida en última instancia. Trump asumirá el mandato en menos de dos meses y es probable que la decisión del Ejército demore la construcción, pero no la cancele. Aunque la empresa había esperado comenzar a transportar crudo la próxima primavera, ahora es probable que el proyecto se retrase hasta verano u otoño, informó Christi Tezak, directora gerente de ClearView Energy Partners, una firma de investigación con sede en Washington.

El oleoducto está prácticamente completo, excepto por la sección bajo un embalse del río Missouri en el sur de North Dakota, y Kelcy Warren, presidente de la compañía constructora, indicó que no están dispuestos a cambiar la ruta del proyecto. La tubería llevaba 87% de construcción —los trabajos comenzaron en mayo de 2016—,  se dividen simultáneamente en tres secciones por dos contratistas diferentes: Precision Pipeline LLC que construye los segmentos de Stanley a Watford City y de Watford City a Lake Oahe, mientras que Michels Corp. construye el oleoducto desde Lake Oahe hasta la línea estatal. El tramo que pasa bajo el lago Oahe es el único tramo grande que queda por construir.                  

La empresa constructora del oleoducto, Energy Transfer Partners, declaró que se oponía a cualquier desviación de la ruta, y que si no completa el proyecto para el 1 de enero de 2017, perderá contratos multimillonarios. El presidente electo Donald Trump expresó su apoyo al proyecto el 2 de diciembre de 2016.